vistas total

sábado, 22 de abril de 2017

SOLO TÚ

Aceleras mi alma
escuchándote respirar,
te delata esa cara
si estás
enamorada.
La única,
que con caricias
me hace volar.
Despertar,
contigo hasta el final
sin que nadie ni nada,
nos trate mal.
Ahora a solas,
darte mil rosas
mientras rozo
tu boca.
Sólo algunas palabras,
son sanas
en esta caminata.
Tantas mentiras,
apagan la llama
de nuestra realidad.
Mañana,
quién sabrá
dónde podrás soñar.
Lo entenderás,
a pesar de la bruma
y el temporal.
Mi media mitad,
la fuerza
para luchar.


Álvaro Camacho


viernes, 14 de abril de 2017

SUS LUNARES

Cuando te encuentre
acompáñame,
durante todo nuestro viaje.
Volveré,
cuánto antes
qué padre seré,
con cicatrices
por todas partes.
Ahora dime,
me quieres
o pretendes
herirme,
una vez más.
Es tarde,
para borrar
tantos errores.
Fui, soy y seré
el único,
descubriéndote
detalles cada noche.
El aire,
no se puede querer
sin tus frases inolvidables.
Sabes que nadie,
era contrincante
para nuestros planes.
Quiero tocarte,
sin imposibles
ni para siempre.


Álvaro Camacho



jueves, 13 de abril de 2017

LÁGRIMAS DE SAL

Quieres mi alma
en esta última despedida.
Dime,
cuántos días
eran de verdad
cuáles mentiras.
Nuestra libertad
sujeta al  final,
reír o llorar
jamás curará
el volverá.
Una noche más,
bien cerca
decirte cosas bonitas.
Mi vida necesita,
cumplirte tantas
promesas.
Fuimos estrellas,
que se van
sin hablar.
Ya es hora,
de mirarte
confesándote la realidad
te escribía,
intentando cambiar
pero a estas alturas,
cada palabra
se queda desnuda.


Álvaro Camacho

martes, 11 de abril de 2017

AÚN TE ECHO DE MENOS

Pasarán los días
como  caricias por tú cara.
Dime la verdad,
cuánto habrá
que esperar
para encontrarte,
una vez más.
Mis ganas de volar,
tus fuerzas al mirar
nadie ni nada,
nos parará hasta el final.
Distinta,
si no permaneces cerca
imposible  respirar.
La primera cita
entre velas y
notas escritas.
Desde que estás,
todo es vida
amar buscando felicidad.
Sólo,
al lado tuyo
ver la luna,
mientras me abrazas.
El alma desnuda
sin guardar,
fuiste, eres y serás
mi única prioridad.



Álvaro Camacho

domingo, 9 de abril de 2017

MIENTRAS DORMÍAMOS

Como el cielo claro
son tus ojos
a media voz,
cantarte la canción
que nos unió.
La palabra amor,
tuvo sentido
sólo,
juntos los dos.
Extraños,
por miedo
al silencio
mientras dormimos.
Esos besos,
dieron pasos
a mil sentimientos
perdidos.
Tú cuerpo,
la razón
para fundir nuestra pasión.
Quisiste llevarme dentro,
pero sólo fui
otro suspiro.
Jamás olvido,
todos los pasos
que dimos.
Serás mi mejor
error corregido.
Visto lo visto,
tomamos caminos
distintos,
soltándonos
las manos
sin despedirnos.


Álvaro Camacho

SOÑAMOS

Jamás logro olvidar,
tú sonrisa ni esa mirada.
Quise caminar,
para encontrar
magia,
pero las dudas
eran su prioridad.
Ahora que te vas
recuerda,
abandonaste para
no regresar más.
Todavía,
miro fotografías
abriendo heridas,
sumando pesadillas
sin ella,
cada noche es fría.
Mi alma
quiere tenerte cerca,
el corazón
detesta despedidas.
Aunque duela,
prefiero soledad
a vivir mentiras.
Quisimos sin amar,
hasta el final
vuela,
descubriendo que las vidas ajenas
aportan fuerzas,
no problemas.


Álvaro Camacho

sábado, 8 de abril de 2017

TE VAS

Luché demasiado por
nuestro amor
recibiendo silencio,
luego adiós.
Todo quedó
en simples sueños
sin imaginación.
En la Puerta del Sol,
conquisté tu corazón
mientras nos mirábamos,
atentos
sin miedos los dos.
Tus abrazos,
curan  cicatrices
del pasado.
Separar lo bueno
de lo malo sólo,
podía hacerlo  contigo.
Al oído de nuevo,
repitiendo
quiero estar unidos.
Juntos,
sin conocernos
me distes luz
pero rompiste  proyectos.
A pesar del tiempo
quiero decírtelo,
aunque no sea el
momento,
ten suerte
cuídate,
y cumple tus sueños.


Álvaro Camacho

JAMÁS TE OLVIDÉ

Esa sonrisa entre los dos
se esfumó,
tras el sol
al nombrar amor.
Siempre serás mi secreto
a media voz,
ahora escúchalo
latir al corazón.
Solos tú y yo
en mitad de la habitación,
mirándonos
mientras el silencio,
hace del momento
algo único.
Caminamos juntos,
las calles del centro
de tu ombligo.
Contigo,
no había límites
en el camino.
Escribimos mil versos,
entre nuestros cuerpos
con cada beso.
Los sueños tienen precio,
si no estás en ellos.
Amor pasajero o
suspiro verdadero,
a los cuatro vientos
gritar te echo de menos.
Fuimos todo
sin conocernos,
aunque estés lejos,
quería  decírtelo
te quiero.



Álvaro Camacho